Seguidores

viernes, 21 de septiembre de 2012

Canciones que deben ser escuchadas.


Comenzaremos por la versión de Emily Browning y Yoav, ya que fue la primera que escuché.

Emily Browning es la actriz protagonista de Sucker Punch (Reseña de la película.) además de poner voz a gran parte de la banda sonora. 

Yoav es un cantautor israelita-rumano.

Está canción desde que la escuché en el filme soy incapaz de escucharla . Suena en los momentos cruciales del filme y le va que ni pintada a lo que nos están contando.

Esta canción es una versión de la mítica banda llamada Pixies, procedente de Boston, que fue de gran influencia al movimiento grunge.

Tras escucharla, como siempre hago con las canciones que me llaman especialmente la atención, la busqué y lo primero que me encontré fue esto:


Entonces me provocaron unas ganas de ver El club de la lucha, que hasta entonces no había visto. 

La canción suena en el magistral final (mi final favorito que de toda la historia del cine.). 

La canción inicialmente trataba sobre el submarinismo, pero al final terminó hablando sobre la profundidad de la mente y de la fragil barrera entre la cordura y la locura. 

Esta obra maestra es una de mis canciones preferidas y hace una pregunta que debemos hacernos todos de vez en cuando: ¿donde está mi mente? 


2 comentarios:

  1. Un temazo en toda regla; que pena que Sucker Punch haya sido tan infravalorada...

    ResponderEliminar
  2. Gracias por pasarte por aquí y por hacerte seguidor, bienvenido eres, Hitos.
    La canción probablemente sea de las mejores cosas que haya esuchado jamás, me encanta tanto en la versión de Browning como la de Pixies. Realmente buena.
    Jamás entenderé las malas críticas y la caña que se le metió a Sucker Punch. Personalmente me parece una maravilla, además de ser una de mis filmes favoritos.
    ¡Gracias por tu comentario!

    ResponderEliminar

Trolls abstenerse o sereís trolleados.